lunes, 14 de noviembre de 2016

Que Dios nos perdone








Película de corte negro, negro intenso, el malo es muy malo y los polis también, de ahí el título.

Ambientada en el caluroso verano madrileño del 2011, con el movimiento 15M en la retina y la visita papal en los despachos.
Un truculento suceso es silenciado a todos los niveles, para no estropear tan magno acontecimiento.

Un psicópata de turno se dedica a violar y matar ancianas de la forma más brutal posible. La pareja encargada del caso es harto peculiar.

Un metódico policía, con muchos problemas de autoestima personal, por su tartamudez y falta de empatía en las relaciones humanas, junto con un prodigio de  la naturaleza, capaz de machacar a cualquiera, compañeros incluidos en su sed de venganza de cualquier tipo. Un violento de manual.

En realidad todos son de manual, forense, comisario superior, compañeros policías y asesino incluido por supuesto.

Lo cual no quita que sea una buena peli, donde trabajan muy bien y se ciñen a un guión que en parte se olvida del contexto en el que se ha situado la historia.

No es un film, para salir bailando por castañuelas, pues te deja un sabor agrio en la comisura de los labios, tras un final de película americana sin complejos.

Recomendable su visionado.


Barcelona, 12 Noviembre 2016.


8 comentarios:

  1. Me encanta como nos la presentas, dan ganas de ir a verla ;)

    Un día de estos igual me animo a ir al cine, eso sí, acompañada por si acaso.

    Un beso y gracias por ponerme esa sonrisa.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias Livy
      Harías bien, el cine nos trae cosas interesantes. Te acompañaría si no fuera por que estás asomada a otro mar ;)
      Un beso para ti y compartamos sonrisas mutuas.

      Eliminar
    2. Muchas de nadas.
      Pues sí, atravesar dos mares para igual quedarme dormida, como que no ;)

      Compartamos,compartamos.
      Un beso para ti, no lo compartas eh?

      Eliminar
    3. :)
      Creo que por tierra, se llega antes. Pero para dormir mejor que no, demasiada paliza.
      Ok me lo quedo todito para mi solo.
      Un beso.

      Eliminar
    4. Y en avión estoy allí en un plis, plas, pero vamos, me saldría un poco caro echarme una siestecita.
      Jajajajaajaja.
      Estamos fatal, Alfred
      Un beso

      Eliminar
    5. Quieres verla en al avión, mientras sesteas?
      Madre mía cómo estás.
      Jajajaja!!!
      No pluralices que soy un Sr. muy serio ;)
      Un beso.

      Eliminar
    6. Un señor muy serio.
      Ahora sí que me peto.
      Jajajajajaja
      Un beso

      Eliminar
  2. Hola Alfred!
    Lo importante es ver, unas gustaran más, otras menos, pero el ver, conlleva cultura.

    ResponderEliminar